Outsourcing: Tipos de asociaciones

Uno de los aspectos más importantes en el outsourcing es la elección del proveedor o socio adecuado, teniendo que decidir no solo qué, cómo, con quién y dónde vamos a externalizar.

 

Debido a la diferente naturaleza de relaciones cliente-proveedor que se pueden dar, se pueden identificar tres tipos diferentes de externalización: outsourcing Táctico, Estratégico y Transformacional.

El Outsourcing Táctico se identifica cuando el principal interés de la externalización de una actividad persigue la generación de ahorro de costes, sin tener en cuenta otros beneficios y/o riesgos de esta decisión. Como se observa en la imagen, la naturaleza de la relación con el proveedor es superficial, regida por un contrato de prestación de servicios a corto plazo.

 

Sin embargo, en las asociaciones estratégicas, también conocidas como outsourcing de segunda generación, se persigue la creación de valor mediante la construcción de relaciones robustas a largo plazo con proveedores contrastados que garanticen la calidad del servicio prestado.

 

Se suele apostar por este tipo de externalización para externalizar actividades que pueden ser esenciales para la empresa contratante, pero que no se tratan de sus competencias clave. Debido a la naturaleza de las actividades objeto de la relación, es preciso que el cliente identifique los dos siguientes atributos en los proveedores: la experiencia acumulada y el alcance del aprendizaje.

 

En estos casos, normalmente los proveedores ejecutan los mismos servicios o similares para varios clientes de manera que les habilita avanzar la curva de aprendizaje y generar una experiencia acumulada que les permite explotar economías de escala y alcance.

 

De esta manera, el cliente puede beneficiarse de los recursos útiles de su proveedor (la experiencia y aprendizaje) sin tener que invertir para poseerlos.

 

El Outsourcing Transformacional, también conocido como el outsourcing de tercera generación, es la alternativa elegida por aquellas empresas que no sólo buscan disminuir costes, sino que está eligiendo un socio estratégico con el cual debe existir una relación de colaboración, transparencia, confianza y lealtad. En este caso, los proveedores estratégicos se convierten en aliados o socios mediante la asunción de más riesgos, mayor flexibilidad y compromiso por la transformación del negocio.

 

La transformación debe contemplar los diversos aspectos del negocio, desde el propio proceso, la tecnología que lo soporta y la gestión del cambio en las personas que es, sin duda, la clave del éxito en la transformación.

 

En cuanto a la asunción de riesgos por parte del partner, puede definirse de diferentes maneras: desde avanzar las eficiencias previstas de la transformación en los costes operacionales hasta en un modelo de facturación en base a parámetros de negocio

(unidades producidas, etc.).

 

Las principales ventajas para la empresa contratante son:

  • Le aporta flexibilizad y dinamismo para adaptarse mejor a los cambios del entorno.
  • Favorece a la transformación del negocio a través de la inversión de un socio de confianza.
  • Permite a la compañía centrándose en funciones principales, maximizando su valor.

 

Su principal desventaja se encuentra en la pérdida de control que se puede originar.

 

Como resumen, en la siguiente tabla se muestran las principales características de los tres tipos de outsourcing:

 

Libro de visitas

Todavía no hay comentarios.
Introduce el código.
* Campos obligatorios

Contacto

Aketza Romeo

 

info@aketzaromeo.com


También puede utilizar el formulario de contacto.

Mi oferta

¿Deseas externalizar alguna actividad industrial? ¿Necesitas ayuda para definir el Acuerdo de Nivel de Servicio? ¿Requieres reformular tu servicio posventa? ¿Quieres invitarme a algún seminario? Escribeme. 

Aketza en redes sociales :